Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘novela’

Una tarde de mediados de agosto, a esa hora en que el sol levanta la veda sobre las calles, salgo a dar un paseo urbano, porque al campestre le queda menos luz de la necesaria. Voy distraído en mis quehaceres mentales y la deriva me lleva a una de esas calles del centro del pueblo, adoquinadas de color, en las que bancos feos, pretendidamente modernos, ponen un toque de mal gusto al escenario urbano.

En uno de eso bancos, sin reposo para la espalda, está sentado un hombre que sobrepasaba los ochenta, haciendo todavía más discordante la presencia del asiento cuya única calidez es la que le ha proporcionado el sol durante el día. Saludo al hombre, un conocido, con un gesto de conveniencia. El hombre me devuelve el saludo alzando la mano. (más…)

Read Full Post »

Read Full Post »

libro-esta-sera-mi-bandera-1Una de las preguntas más frecuentes que me suelen realizar los lectores de Esta será mi bandera es cuánto hay de realidad y cuánto de ficción en la novela. Yo suelo responder contando una anécdota y realizando una reflexión. La anécdota se produjo cuando preparaba la utilería para el rodaje del booktrailer de presentación del libro. Para la primera escena se necesitaba una bolsita de tela, amarilleada por el tiempo, que el protagonista halla en el doble fondo de un viejo cofre y en la que descubrirá un secreto guardado durante décadas.

Tiempo atrás había encontrado en casa de mis padres una bolsita de esas características —de ahí la idea de incluirla en la novela— y me la había traído a mi propia casa. Como no siempre recuerdo donde guardo las cosas de uso no habitual recurrí a mi mujer que, a diferencia mía, siempre sabe donde se guarda todo. Búscame aquella bolsita vieja y amarillenta que me traje de casa de mis padres, le dije. Yo no recuerdo que te trajeras bolsita alguna. Seguro que sí, pero no sé dónde la dejé. Yo no he visto eso nunca. Buscamos por todos los rincones (más…)

Read Full Post »

Una novela es de su autor, pero también hay en ella retazos de quienes de una u otra forma han cooperado, consciente o inconscientemente, en todo el proceso que acaba en una obra en manos del lector (o en el fondo de un cajón). Así ha sido también en Esta será mi bandera. El lector no los reconocerá, es lógico, pero ahí queda aquel matrimonio de ancianos que a la sombra de la iglesia de Bejís me contó sus peripecias, él en el frente, ella en la retaguardia, de aquellos días en que la guerra se abatía sobre el pueblo; el guardia que me ayudó a encontrar en Alicante al hijo de un amigo de mi abuelo, al que visité y me habló de las vivencias de su padre en los días en se juzgaba a José Antonio; el militar jubilado que me abrió su casa en Cartagena para localizar unas escenas; los dos jóvenes trabajadores del Archivo Histórico Militar de Ávila que me guiaron entre legajos antiguos hasta encontrar lo que buscaba.

Quedan entre las páginas de la novela las aportaciones de mi hermano en largas discusiones sobre cómo llevar a cabo este asalto, aquella venganza, esa búsqueda; las observaciones del viejo maestro conocedor de las armas; el consejo del abogado sobre herencias que el tiempo anula; las del médico que describe síntomas (más…)

Read Full Post »

portada BAJACuando redactaba los últimos capítulos de El Sitio, avizorando ya el final de la novela, comenzó a importunarme una idea difusa pero insistente que se manifestaba por medio de una frase que en contadas ocasiones había escuchado de boca de mi padre: “tu tío, el que mataron en la guerra”, pronunciada cuando había de referirse a su hermano Antonio que perdió la vida en el frente de Castellón en julio de 1938.

La idea fue adquiriendo claridad hasta sugerirme la posibilidad, primero, y crearme la necesidad, después, de llenar de contenido aquella frase que en ocho palabra lo decía todo, y nada. ¿Quién había sido mi tío realmente? Me di cuenta de que no sabía nada de él, salvo su aspecto físico, su fisonomía a través de un vieja fotografía (más…)

Read Full Post »

Hoy he acabado de leer EL INFORME DE BRODECK, una novela que me regaló una amiga invisible y que acertó de pleno. La recomiendo. El autor es el francés Philippe Claudel. La novela ha sido galardonada con el premio Goncourt des Lycéens 2007 y ha sido una de las más vendidas. Y se lo merece.

En un pueblecito perdido en las montañas de un lugar indeterminado, poco después de acabar una guerra que no precisa, los hombres del pueblo asesinan a un extranjero, y encargan a Brodeck, el único que tiene estudios, que redacte un informe sobre lo sucedido. A través de la novela, el autor analiza los miedos y los odios, la locura y la barbarie de los hombres, el temor al diferente, la venganza y el perdón, el amor… en un ambiente plagado de aromas rurales, de mentes primarias. El clima en que se desenvuelve la narración se va espesando a medida que pasan las páginas. La tragedia se barrunta y se percibe como inevitable.

Además está bellamente escrito, con las palabras de un personaje atormentado pero sensible que encuentra en cuanto le rodea las palabras para expresarse. Es una delicia leer esta joya.

Read Full Post »